Dirty Dancing

Si esta película hubiera sido hecha en estos tiempos queda la media zorra, porque un wn viejo se come a una cabra de colegio y que más encima tiene como apodo Baby po wn, o sea, vayánse a la chucha. Pero como Patrick Swayze era encachado, bailaba y le caía bien a todo el mundo pasaba piola. Hasta de yerno lo querían las viejas. Eran otros tiempos, ahora al culiao del drector se lo faenarían pesao por redes y al Patito le hubieran deseado cuando menos, un cáncer de páncreas.

La historia en sí no tiene niun brillo. Recién comienzan los 60, todavía es medio fome y empaquetado todo y a una especie de resort de esa época llega una familia a pasar el verano:  un dostor, su jermu y dos hijas, una tonta y otra que se hacía la tonta no más. La segunda es la que va a dejar la cagá.

Todo el mundo es más conservador que la cresta en ese lugar porque son puros weones con plata y andan en la onda villancico los culiaos pero al igual que en el Titanic, en el inframundo se pasa la raja ya que cuando todos se van a acostar los asalariados de la wea se juntan pa callao a pegarse unos dancing de los más califa oie la wea rica, se ponen cerquita, se muestran la lengua y se meten mano como si estuvieran en la Fausto pero casi 30 años antes.

Entonces uno de los califas es Patrick Swayze, garzón sin plata ni suerte como la mayoría cuyo único salvoconducto es que que tira pinta y las viejas culias se lo quieren comer con servilleta y le pagan para que le haga clases pero él sabe que es por él y no por el baile y tiene un rollo ético, moral no sé qué chucha, pero tira un discurso que quiere ser más y la wea y eso en verdad no es lo más importante de la peli. Lo más importante es que se tiene que comer a la lolita para que la película tenga razón de ser y porque en un paseo nocturno la loca descubre el lugar donde estos monos bailan y obvio queda con los ojos blancos y los deditos de los pies separados porque los bailes eran re brígidos.

La cosa es que después pasan una serie de weas que siempre tienen que pasar cuando alguien con plata se va a meter con alguien pobre, una de las más clichés y que también ocurrió en TItanic es que acusan al wn de robar y queda la cagá porque se destapa la olla cuando para proteger al loco la cabra chica cuenta la firme: que la noche del robo el socito anduvo bailando mambo horizontal con ella oh my god. Igual me da lata, siempre a los pobres que quieren culiar, para meter un conflicto en el cine y cagarles la onda los vinculan a un robo ctm. Siempre lo mismo wn. Pero en fin.

La película culiá entonces va en que obviamente la cabra chica rica se enamora del viejo rico pero sin plata, parece novela de la tarde la wea. Y eso , entonces tiene que costarles caleta y además del robo, me acordaba hay otro cacho, y pasa antes y es que otra de las bailarinas califas pobres que trabajaba ahí queda embarazada de un saco de weas bien saco de weas  que no se quiere hacer cargo del domingo siete y ahí salta de nuevo el Patrick Swayze porque el ctm será caliente y todo pero tenía buen corazón y se echa la culpa porque la mina se hizo un aborto pa la cagá y el doctor que atinó a ayudarla resultó ser el papá de la Baby. El medio queso. La cosa es que con suficientes antecedentes: robo, degenerado y abortero, al bailarín lo echan cagando de la pega. Fue bueno el culiao.

Y ahí la típica po, el loco se está despidiendo de la cabra y suena la canción bonita, que se hizo más famosa que la chucha y que la canta el mismo Patrick Swayze oie el ctm hacía todo bien la cagó. Bueno, se está despidiendo y na po, se va no más. Y todos más tristes que la cresta, la pendeja porque se quedaba sola, el papá porque a su hija le habían echado el portón abajo y también la hermana tonta porque se iba a meter con el saco de weas ese que no quiso reconocer la guagua y que era lacho entonces lo descubrió ensartao con una de las viejas calientes pero con plata del resort.  Familia de mierda, verano culiao olvidable. “Cuándo me trai de nuevo p acá ctm?” le dice de seguro la señora al doctor pero eso no se alcanza a ver.

Todo eso en la víspera de una actividad de cierre que hacían los cuicos en un salón pa despedir las vacaciones y ahí queda de nuevo la zorra porque se aparece de improviso el Patrick Swayze y no aguanta weas y parte a buscar a su pergenia que estaba con una cara de tres metros sentada entre sus viejos y ahí el ctm se manda la frase de la película que se hizo famosa pero no es ni tan buena: “Nadie arrincona a mi Baby”. Entonces el papá, en vez de sacarle la cresta al wn o al menos hacer un atado ahí, nadie sabe por qué pero le da la pasada y entonces se reencuentran, se pegan un baile más bueno que la mierda, meten otra canción en todos los rankings del mudo y la wea se acaba. Final feliz pues mijo.

Dirty Dancing
Emile Ardolino; 1987.

(Visited 38 times, 2 visits today)

Comenta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *